Soy La Buena Semilla

Respondiendo al estrés escolar de nuestros hijos

“¡Tengo un hijo muy estresado con la escuela! ¿Qué hago?”

Mama e hija

Esta es la inquietud que repetidamente me han expresado varias personas en las últimas semanas.  ¡Yo  misma he estado ahí como mamá!  Las presiones que viven nuestros hijos en las diferentes áreas de sus vidas, sin lugar a dudas, incluye el contexto escolar. Sí mis amigos, nuestros hijos – a cualquier edad – pueden verse amenazados por el “estrés escolar” y es muy importante que estemos conscientes de que  la realidad en la que ellos se desarrollan,  presenta exigencias en la que  pueden estar sintiéndose rebasados.

Son muchos los factores que pueden provocar el estrés escolar en los niños y adolescentes: El acoso escolar (bullying), la presión de grupo,  el trato con pseudo- profesores entre otras.  Como resultado, vemos que cada día es más común escuchar que jóvenes son diagnosticados con enfermedades  como la depresión, los ataques de ansiedad que  lastimosamente en casos extremos llegan a cobrar la vida de muchos de ellos. No se trata aquí  de asustar a nadie, sino de hablar al corazón de los que somos padres, para que seamos capaces de identificar el estrés escolar en nuestros hijos  y asegurar que contamos con las herramientas  para intervenir eficazmente.

Demos un vistazo a estos números que nos revelan la gravedad de lo que está ocurriendo con los jóvenes en edad escolar (PRE-ESCOLAR  –  UNIVERSIDAD) dentro de los Estados Unidos:

 

CADA AÑO  aproximadamente 10 jóvenes se suicidan por cada 100,000 jóvenes de la población.

CADA DIA  aproximadamente hay  11 suicidios de muchachos jóvenes

CADA 2 HORAS Y 11 MINUTOS se suicida un joven menor de 25 años.

El suicidio es la tercera causa de muerte en los adolescentes.

El suicidio es la segunda causa de muerte en las Universidades y  Colegios.

Por cada suicidio que se completa, existen 50 y hasta 200 más que los están intentando.

El 25% de los estudiantes de Preparatoria reportó haber tenido ideas suicidas.

Encuestas recientes revelan que 1 de cada 5 estudiantes ha considerado seriamente el suicidio alguna vez; 1 de cada 6 ha hecho planes para intentar suicidarse  y 1 de cada 12 estudiantes ha intentado cometer suicidio  durante el año pasado . (1)

EN MEXICO:

El Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI) reporta que el número de suicidios entre niños y adolescentes se ha incrementado entre 15 y 20% en los últimos 5 años.

A nivel nacional se estiman 3 mil suicidios al año, de los cuales el 8% corresponde a menores de 4 a 15 años de edad.

 

Las cifras de niños y adolescentes que se ven a sí mismos en un callejón sin salida va en aumento. Nosotros los padres tenemos un papel clave dentro de esta situación. Mi hija mayor que está en la universidad, tiene una compañera de cuarto quien hace un par de años atrás perdió a su hermano menor de 13 años de edad de esta manera. Viviendo en una familia cristiana estable y sin presentar síntomas de alarma, el jovencito se metió en el closet de su cuarto y se disparó con el arma de su papá. Hasta el día de hoy nadie sabe la causa por la que hizo esto. Su familia aún sufre el dolor y la ausencia ante la pérdida repentina e inesperada de su hijo.

El estrés escolar es un enemigo silencioso. ¿ESPERAREMOS A VER SINTOMAS DE ALARMA PARA BUSCAR ATENDER A LAS NECESIDADES DE NUESTROS HIJOS.?  Comparto aquí con ustedes tres aspectos sencillos que platicando con  Dios al respecto, me han permitido comprender de manera general mi participación en el proceso de servir a mis hijas frente a estos sucesos:

 

¿Soy inmune a que mis hijos se vean amenazados por el estrés escolar? 

Mis hijos pueden verse amenazados por el estrés escolar, pero no necesariamente tenemos que sufrir el daño provocado por este al ubicarnos correctamente en Dios. 

Sin importar la edad de mis hijos, es vital que como padre me deshaga de la idea “esto a mí no me puede pasar” “¿Ataques de ansiedad a mi hijo? ¡Jamás!”.   ¿Significa esto a caso que yo debo prepararme para que mis hijos pasen por algo negativo? ¡En lo absoluto! Se trata aquí de quitarnos la venda de los ojos en la que  sentimos erróneamente que nuestros hijos están exentos de ser provocados dentro del ambiente escolar en el que se desenvuelven.

El ambiente escolar en el que ellos están desarrollándose no se puede comparar en nada a lo que nosotros vivimos en nuestra época. Para ubicarme efectivamente como padre, necesito validar  la realidad de mi hijo como él la ve y no menospreciar su perspectiva frente a sus propios retos. Sacudámonos la idea de que nosotros los padres SI TENEMOS ESTRES, y que lo que ellos viven son “cosas de niños”.  En el mundo actual, los niños y adolescentes no están viviendo “cosas de niños”, están enfrentándose a la maldad y corrupción de un mundo que ellos no están preparados para enfrentar por su propia cuenta.

La dimensión de ningún evento, el tamaño de ninguna presión, la magnitud de ningún error  puede sobrepasar a la provisión de Dios que está disponible para Sus hijos.

¿Quién puede ayudar eficazmente a mis hijos cuando están bajo presión por asuntos escolares? 

 

7178072_s

Podemos buscar ayuda en consejeros, maestros o familiares, sin embargo Dios me ha dado A MI  – en primera instancia – el privilegio de participar con Él en el proceso de servir a mis hijos.

Es más fácil excusarnos diciendo que “no sabemos que hacer”, dejarle el paquete al cónyuge para que tome iniciativa, buscar maneras para escapar de enfrentar la situación, hacernos de la “vista gorda”  esperando que las cosas se suavicen,  justificar nuestra falta de acción porque decimos que “estamos orando” etc.   Querido padre de familia, dice Dios que Él no te dio espíritu de cobardía, sino de poder, amor y dominio propio.  Se trata entonces de una intervención eficaz en donde permito que Dios en unidad conmigo opere para servir a mis hijos en donde se están padeciendo los estragos del estrés.  Dios no quiere “echarte la manita” en el apoyo que tus hijos necesitan, quiere que le permitas que Él mismo EN TI, sea quien responda ante los retos que presenta el estrés escolar para tus hijos.

En resumen, la respuesta para el estrés escolar de tus hijos conlleva una fórmula en la no es factible prescindir de tu participación como padre.

 

¿Cómo puedo intervenir eficazmente en los eventos de estrés escolar de mis hijos? 

Al permitirle a Dios transformarme en las áreas de estrés que yo estoy enfrentando como padre, esto será el testimonio para compartir transparentemente con mis hijos, ayudándoles así a conocer lo que Dios les ofrece para responder a la presión causada en su contexto escolar. 

Mis acciones impulsivas por buscar una salida solo complicarán las cosas. Nuestras buenas intenciones no son suficientes para actuar eficazmente frente a las provocaciones que nuestros hijos viven.  A menos  que como padre me preste para que Dios intervenga sirviéndome en las áreas en las que yo mismo estoy viéndome arrasado por las presiones de la vida cotidiana,  me veré limitado de equipar a mis hijos eficazmente en el proceso que ellos enfrentan. Nadie puede dar lo que no tiene. Como papás solemos dar miles de consejos que nosotros no aplicamos ni ponemos en práctica. No te estoy diciendo que prediques con el ejemplo; lo que estoy comunicándote es que compartas a tus hijos aquello que le estás permitiendo a Dios hacer contigo cuando te ves atravesando frente a situaciones de enorme presión.

 

Nuestros hijos no tienen que vivir el desgaste y deterioro que produce el estrés escolar. Nosotros padres, no tenemos que vivir sometidos a una tortura diaria por aquellas circunstancias que nos hacen sentir rebasados.  Responde al estrés ubicado en los puntos que he compartido contigo y comprueba la veracidad de las promesas de Dios para ti. Yo lo he vivido…… ¡Él es Fiel!

 

 

 

About Magnolia Beristain
Recibí adopción y hoy soy una hija de Dios siendo transformada por Su Verdad . Haber descubierto el mundo de los blogs, me abrió un espacio inimaginable para compartir sobre el proceso que vivo con mi Padre y las aventuras que incursionamos con Él. Disfruto enormemente escribir en este espacio y es mi oración que encuentres en cada nota un oásis de esperanza y fe que te permita conocer y comprobar el propósito de tu existencia.

Deja tu Comentario

Comparte tu opinión con nosotros...
y si quieres que aparezca una foto con tu comentario, obtén un gravatar!

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.